Menú Cerrar

Fui víctima de abuso policial, ¿Qué debo hacer?

Ocho procesos al día se han abierto este año 2020 por casos de abuso policial en Colombia. Uno de los casos más sonados se registró la noche del 9 de septiembre, cuando un hombre de 44 años, de nombre Javier Ordóñez y quien era estudiante de Derecho, murió en Bogotá tras recibir varias descargas de la pistola eléctrica Taser por parte de dos uniformados.

Los abusos policiales pueden presentarse de diferentes formas: racismo, uso excesivo de la fuerza, abuso sexual, detenciones arbitrarias, allanamientos sin orden judicial, abuso de poder y autoridad, maltrato verbal o físico, corrupción, represión, implantar armas o drogas, lesionar a una persona para su captura si esta no pone resistencia y desaparición forzosa.

Los agentes de seguridad están autorizados a ciertas acciones, como solicitar documentos y hacer requisas. Sin embargo, no deben ingresar a inmuebles sin orden judicial, propiciar lesiones a una persona luego de su arresto, implantar pruebas falsas, aplicar la fuerza física para “reprender” a uno o varios sujetos, y, en caso de que el funcionario sea hombre, no debe tocar a mujeres para revisarlas.

¿Cuándo se habla de abuso policial?

Cuando un ente utiliza su autoridad en beneficio propio y de manera incorrecta o ilícita, se habla de abuso policial.

Aunado a todas las señales de abuso policial señaladas anteriormente, el caso Javier Ordóñez es una de las muestras más claras de un inadecuado procedimiento policial.

Quien estaba a punto de graduarse de abogado estaba tomando alcohol junto a unos amigos afuera de su residencia en la localidad de Engativá, en Bogotá. Los hombres salieron a comprar más bebida y, al regreso, ocurrió el hecho que la mañana siguiente desató protestas en la ciudad.

Con respecto a otros tipos de abuso, según datos del medio El Espectador, en los últimos dos años se han registrado casi 50 denuncias de abuso sexual, mientras que en los últimos cuatro años se han presentado 11.000 casos de violencia física.

Además, entre el 17 de marzo y el 27 de mayo del año en curso se registraron 8.069 detenciones arbitrarias. Estadísticas de la Policía obtenidas por el diario El Tiempo contabilizan hasta julio: 773 casos de abuso de autoridad, 456 de agresión física, 153 de lesiones personales y 92 por agresión verbal.

¿Qué hacer?

Si has sido víctima de alguna de las diferentes formas de abuso policial, puedes hacer lo siguiente:

  1. Conseguir registro visual de lo ocurrido. Un transeúnte, cámaras de seguridad o un celular pueden grabar imágenes del hecho.
  2. Si tienes lesiones, acude a un centro de salud y pide a Medicina Legal una copia de tu historia.
  3. Dirígete a Procuraduría General de la Nación para buscar la investigación disciplinaria del funcionario.
  4. Asiste a la Junta Regional de Calificación de Invalidez, por si necesitas suspensión laboral.
  5. Si requieres cobro de indemnización, debes contratar a un abogado para levantar una demanda.

¿Conoces a alguien privado injustamente de libertad o víctima de algún tipo de abuso policial?

Si te encuentras en esta situación, no tienes que salir de casa para hallar al abogado especializado que necesitas.

Escoge entre miles de abogados online en Colombia, capacitados para representarte legalmente y trabajar en la defensa de tus derechos.

Ingresa a www.litilegal.com y registra tu caso. Allí podrás seleccionar al abogado de tu preferencia, mantenerte en contacto con él y hacer seguimiento online a tu caso en tiempo real.

¡Deja la justicia en manos expertas!

 

Fuentes:
https://www.elespectador.com/noticias/bogota/las-cifras-que-se-ventilaron-en-el-concejo-y-que-dimensionan-el-abuso-policial-en-bogota/